Domingo, 30 de Abril de 2017 | ISSN 0719-241X

EPV llama nuevamente a no arriesgar la industria de cruceros en Valparaíso

Tras advertencia de dirigentes portuarios de la Coordinadora Marítima
Edición del 17 de Abril de 2017

Tras la advertencia de dirigentes portuarios de la Coordinadora Marítima y sindicatos de TPS y Ultraport de repetir acciones de bloqueo en contra de las recaladas de cruceros –como la ocurrida el 15 de febrero pasado-, la Empresa Portuaria Valparaíso (EPV) realizó un nuevo llamado a no seguir arriesgando una actividad vital para la ciudad y su turismo.

Los trabajadores portuarios de la Coordinadora Marítima Portuaria de Valparaíso, mediante un comunicado advirtieron que “sí no hay aforos en el puerto, tampoco habrá cruceros”, señalando al mismo tiempo “lamentar profundamente adoptar nuevamente esta decisión”.

Lo anterior pese a que “en una reunión sostenida el 20 de marzo, con el gerente del VTP Juan Esteban Bilbao y Claudio Nast de DMC, nos comprometimos a otorgar tranquilidad a los cruceros, hemos decidido revertir está decisión ya que el conflicto de los aforos no ha sido solucionado”, por lo que la agrupación de trabajadores se declaró en “estado de alerta”.

La declaración, de acuerdo a EPV, pone en serio riesgo especialmente al último crucero que recalará en el marco de la Temporada 2016-2017, el próximo 25 de abril, “pese a que se habían comprometido públicamente a no volver a interferir con la industria del crucerismo”.

Gonzalo Davagnino gerente general de EPV, ante la postura manifestada por la coordinadora recalcó que cualquier acción en contra del sistema portuario de Valparaíso “atenta contra la competitividad de la actividad y la ciudad, afectando a la cadena de servicios que conlleva el crucerismo y la promoción de Valparaíso como destino turístico, y la imagen de Chile”.

El ejecutivo recordó además que diversos actores sociales y políticos a nivel local y nacional, han coincidido con que este grupo de dirigentes están instalando una grave incertidumbre para la imagen del país frente a una industria seria y que opera en base a planificación anticipada, y más aún, pone en jaque una actividad que le reporta beneficios directos a diversos sectores de la economía de Valparaíso, tanto por el gasto directo de los cerca de 100.000 visitantes que llegan por temporada, como por el abastecimiento de las naves y su tripulación.

Davagnino sostuvo que un bloqueo programado para una recalada de cruceros dañará a Valparaíso y a otros trabajadores de la ciudad que entregan servicios de gastronomía, hotelería, servicios financieros, transporte y comercio. “Son una serie de actividades significativas para la ciudad que se ven potenciadas por el crucerismo, y que de ser afectadas comprometen ingresos para Valparaíso y sus servicios, por cerca de US$30 millones”, indicó el ejecutivo.

Gonzalo Davagnino fue enfático al señalar que “Valparaíso no puede permitir que un grupo de personas chantajee al puerto, poniendo en riesgo una actividad relevante hoy para la ciudad como es el turismo de cruceros”, agregó.

Medidas

En ese orden la empresa aseguró que ha adoptado una serie de coordinaciones con autoridades civiles y marítimas que aseguren la continuidad en la atención del crucero que recalará el próximo 25 de abril en Valparaíso.

“Hemos tomado todas medidas necesarias y estamos haciendo todas las gestiones pertinentes para que los hechos vergonzosos en febrero de este año no vuelvan a repetirse. Es por eso que estamos en permanente contacto con nuestro concesionario TPS, la Armada de Chile y la Gobernación Provincial para entregar las condiciones de seguridad óptimas para que ninguna acción de fuerza afecte la recalada de los cruceros, y esta importante industria permanezca en Valparaíso como históricamente ha ocurrido”, concluyó Davagnino.

Por MundoMarítimo

Share |

Ir a Archivo de Noticias


Agenda
24Mayo
Comercio Exterior en Transporte Marítimo
Organiza Future Events
Mas Eventos

Directorio de Empresas
Registre su Empresa